fbpx

Ingresos por los cuales las personas físicas no tienen obligación de pagar ISR

INGRESOS POR LOS CUALES LAS PERSONAS FÍSICAS NO TIENEN OBLIGACIÓN DE PAGAR ISR

L.C Eliseo Aguilar Forentino


Me encuentro de regreso en esta nueva etapa de la Revista Sentido Empresarial,los saludo con mucho afecto a mis estimados lectores.En esta ocasión nos centraremos en el estudiodetemasfiscales relacionados con el Impuesto Sobre la Renta aplicable para personas físicas.

Para esto es oportuno mencionar que, la Ley del Impuesto Sobre la Renta que se encuentra vigente y será objeto de estudio en este y subsecuentes números es la publicada en el Diario Oficial de la Federación el 11 de diciembre de 2013.

Actualmente, esta disposición legal cuenta con 215 artículos, distribuidos en 7 títulos, sin embargo, nos ocuparemos del Título IV “De las personas físicas”, específicamente del contenido de las fracciones del artículo 93.

Iniciaremos con definir si el artículo 93, regula los ingresos exentos o los ingresos no objeto para efectos de la Ley del ISR,debo mencionar ambos conceptos son distintos para efectos fiscales. En este contexto, me permito transcribir la parte introductora del artículo 93 de la Ley en comento:

“Artículo 93. No se pagará el impuesto sobre la renta por la obtención de los siguientes ingresos:”

Esa porción normativa no nos resuelva la interrogante, será necesario ahora observar cuales son las características de los
ingresos exentos y de los ingresos no objeto, nos apoyaremos en la doctrina y jurisprudencias aplicables.

Para Agustín López Padilla, el artículo 93 de la Ley del Impuesto Sobre la Renta regula los ingresos exentos aplicables para personas físicas de los 9 capítulos en los que consta el título IV, veamos: “Ya comenté en la parte correspondiente a disposiciones generales que el artículo 93 de la ley establece, en 29 fracciones, los ingresos que se consideran exentos del pago del ISR; y que en esas fracciones aparecen las exenciones correspondientes a todos los capítulos del Título IV”.

Un primer posicionamiento del artículo 93 es, que se trata de ingresos exentos, aunque textualmente esta palabra no lo indique en su contenido.

Observemos ahora algunas características que ha establecido la Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación en Jurisprudencia que quedó registrada con el número 2018064: EXENCIÓN Y NO SUJECIÓN TRIBUTARIAS. SUS DIFERENCIAS.

La exención que se ha entendido por la Suprema Corte de Justicia de la Nación como una excepción a la regla general de causación del tributo, requiere de dos normas, la que establece el hecho imponible, es decir, el impuesto, y la que dispone, por alguna razón, que no obstante que se actualice este hecho no debe pagarse el tributo, esto es, la que exenta del mismo; por lo general se manifiesta de forma positiva y libera de la obligación material de pago, pero en algunos casos subsisten otro tipo de deberes formales, por ejemplo, los informativos. En cambio, la no sujeción, no causación o no objeto se ha concebido como un aspecto o materia que no está inmersa en el hecho imponible, sino que se sitúa fuera de éste, por lo que no debe pagarse la contribución; por regla general, no requiere de una norma que la establezca, aunque existe la posibilidad de que ello sea así por razones de la materia gravable, esto es, la no sujeción se expresa, a menudo, de manera negativa; finalmente, no implica el cumplimiento de obligación material o formal alguna.”

El siguiente cuadro, puede ayudar a mejorar el entendimiento sobre las diferencias entre ambos conceptos:

En este orden de ideas, las características aquí descritas no son rotundas como para hacer una clasificación del artículo 93 en ingresos en exentos
y no objeto (cabe precisar que en esta última idea la sujeción, no objeto y
no causación lo trata de forma indistinta).

Ahora bien, analizaremos el contenido de las fracciones I y II del multicitado artículo 93. Hago primero la transcripción y posteriormente lo detallamos en forma esquemática:

“I. Las prestaciones distintas del salario que reciban los trabajadores del salario mínimo general para una o varias áreas geográficas, calculadas sobre la base de dicho salario, cuando no excedan de los mínimos señalados por la legislación laboral, así como las remuneraciones por concepto de tiempo extraordinario o de prestación de servicios que se realice en los días de descanso sin disfrutar de otros en sustitución, hasta el límite establecido en la legislación laboral,que perciban dichos trabajadores.

Tratándose de los demás trabajadores, el 50% de las remuneraciones por concepto de tiempo extraordinario o de la prestación de servicios que se realice en los días de descanso sin disfrutar de otros en sustitución, que no exceda el límite previsto en la legislación laboral y sin que esta exención exceda del equivalente de cinco veces el salario mínimo general del área geográfica del trabajador por cada semana de servicios.

II.Por el excedente de las prestaciones exceptuadas del pago del impuesto
a que se refiere la fracción anterior, se pagará el impuesto en los términos
de este Título.”

De forma esquemática podemos ejemplificar esta fracción de la siguiente manera:

La complejidad del sistema tributario radica en lo confuso del contenido de las leyes fiscales, para muestra un botón, está este artículo 93 que es uno de los artículos con mayor extensión y más fracciones dentro de la Ley del Impuesto Sobre la Renta.

Existen diferencias entre los términos “ingresos exentos” y “no causación, no objeto y no sujeción”. Tampoco hay mucha claridad en estos últimos, toda vez que en el criterio jurisprudencial se observa que se hace referencia de forma indistinta.

Respuestas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *